Google+ Followers

Á

(Baobab en crecimiento)


Siendo mujer no es fácil que se acepte esta osadía, cuesta mucho mantener la identidad entre la multitud y se paga en sangre, que sale directamente del corazón.

1 comentario:

Lady Godiva dijo...

Sí, definitivamente se paga sangre... A crecer porque no hay de otra.

Saludetes!!